9 cosas que debes tomar en cuenta para elaborar un informe de sostenibilidad para tu empresa.

J Felipe Cajiga


Un informe empresarial de sostenibilidad es un documento que presenta una evaluación de las actividades y el desempeño de una empresa con respecto a su impacto ambiental y social. Este tipo de informe permite a las empresas medir y evaluar su desempeño en áreas como la reducción de residuos, el ahorro de energía, el uso de materiales sostenibles, la responsabilidad social y la diversidad y la inclusión.

También sirven para que los inversores y otras partes interesadas comprendan el impacto que tienen las empresas en el mundo.

Los informes de sostenibilidad empresarial están diseñados para brindar una visión general de las actividades de la empresa con respecto a su impacto en el medio ambiente, la sociedad y la economía. Estos informes deben ser claros, precisos y fáciles de entender, y deben proporcionar una visión completa de la sostenibilidad de la empresa.

En la actualidad, cada vez son más las empresas que se comprometen a elaborar un informe de sostenibilidad empresarial, ya que este documento permite evaluar el grado de compromiso de la compañía con el medioambiente y la sociedad.

Los informes de sostenibilidad empresarial son importantes porque proporcionan una visión general de las actividades de una empresa en relación con el desempeño ambiental, social y económico. Los informes de sostenibilidad se utilizan para medir el progreso de una empresa hacia sus objetivos sostenibles, y también pueden servir como una herramienta de comunicación para compartir el compromiso de una empresa con la sostenibilidad con sus públicos.

Aunque en ocasiones elaborar un informe de sostenibilidad pueda resultar una tarea complicada, en este artículo te ofrecemos algunos consejos para que puedas elaborar un buen informe de sostenibilidad empresarial.

  1. Para crear un buen informe de sostenibilidad, es importante comprender primero el concepto de sostenibilidad y lo que significa para la empresa. Una vez que se comprende esto, las empresas pueden comenzar a identificar y realizar un seguimiento de las tres áreas clave de la sostenibilidad: social, ambiental y económica. Cada una de estas áreas clave debe abordarse en el informe para brindar una descripción completa de los esfuerzos de sostenibilidad de la empresa.

  2. Antes de comenzar a elaborar el informe, es importante tener claro el objetivo o los objetivos que se quieren lograr con él. Incluya una introducción que explique el propósito del informe.

  3. Defina ¿Quiénes serán los destinatarios del informe? Uno de los primeros pasos que se debe dar es identificar a los stakeholders, es decir, aquellos grupos de relación que tienen un interés directo en la operación de la empresa sea porque se ven impactados por sus decisiones y actividad de forma positiva o negativa.

  4. Determine ¿Qué se quiere comunicar? Asegúrese de abordar temas clave (materialidad)* como el cambio climático, el uso de energía, la conservación del agua, la reducción de desechos y la adquisición sostenible que sean relevantes al quehacer de la empresa y del interés o preocupación de sus grupos de relación o stakeholders. Esto permite la participación interna y situar a los grupos de interés como parte del proceso.

  5. Tenga claro ¿Cuál es el mensaje principal? Incluya una descripción detallada del enfoque de sostenibilidad de la empresa, incluidas sus prioridades y cómo planea abordarlas.

  6. Asegúrese de incluir un resumen ejecutivo que describa los principales hallazgos y conclusiones del informe. Utilice datos y estadísticas para respaldar sus hallazgos y conclusiones.

  7. Ocúpese de que el informe sea fácil de leer y comprender, con un lenguaje claro y conciso, utilizando datos e infografías para respaldar las afirmaciones de la empresa.

  8. Asegúrese de revelar cualquier riesgo e incertidumbre importante. También debe haber un análisis de las metas alcanzadas y no alcanzadas, así como una explicación de las razones por las que se han logrado o no se han logrado.

  9. Finalmente, el informe debe ser revisado por una parte externa que sea neutral para garantizar su precisión y que dé su opinión sobre los resultados del informe.

Analizar estas cuestiones es esencial para enfocar la elaboración del informe y asegurarse de que éste resulte ser relevante y útil para los lectores.



* La materialidad en sostenibilidad se refiere a los asuntos de suma importancia que pueden influir sobre el rumbo de la organización, su estrategia corporativa y hasta modelo de negocio. En este proceso se identifican los temas relevantes, que son aquellos que pueden generar impactos económicos, ambientales y sociales de la compañía, o influir en las decisiones de sus stakeholders.

Es así como la materialidad se convierte en un proceso que permite escuchar a los grupos de interés y conocer más sobre la esencia de la organización (riesgos y retos), lo que se traduce en un recurso para ser más competitivos.

9 visualizaciones0 comentarios